Salmo 95

Adorar significa inclinarse, arrodillarse, respetar y reconocer la grandeza de alguien o de algo. En este sentido, adorar a Dios es dedicar tiempo a contemplar y honrar su esplendor. De hecho, la Biblia nos enseña que solo Dios es digno de adoración, pues Él nos creó, hizo la tierra en la que vivimos, y lo más importante, ¡nos salvó!. Por estas razones, podemos afirmar que nadie es mejor, más bello o más glorioso que nuestro Dios: Él merece ser adorado, así que, ofrezcamos este salmo, como un poema, para celebrar y honrar su nombre.

Texto del salmo 95

“1 ¡Vengan, cantemos con júbilo al Señor,
aclamemos a la Roca que nos salva!
2 ¡Lleguemos hasta él dándole gracias,
aclamemos con música al Señor!
3 Porque el Señor es un Dios grande,
el soberano de todos los dioses:
4 en su mano están los abismos de la tierra,
y son suyas las cumbres de las montañas;
5 suyo es el mar, porque él lo hizo,
y la tierra firme, que formaron sus manos.
6 ¡Entren, inclinémonos para adorarlo!
¡Doblemos la rodilla ante el Señor que nos creó!
7 Porque él es nuestro Dios,
y nosotros, el pueblo que él apacienta,
las ovejas conducidas por su mano.
Ojalá hoy escuchen la voz del Señor:
8 «No endurezcan su corazón como en Meribá,
como en el día de Masá, en el desierto,
9 cuando sus padres me tentaron y provocaron,
aunque habían visto mis obras.
10 Cuarenta años me disgustó esa generación,
hasta que dije:
«Es un pueblo de corazón extraviado,
que no conoce mis caminos».
11 Por eso juré en mi indignación:
«Jamás entrarán en mi Reposo».”

 Alaba y adora a Dios a través de las Escrituras con Hozana

Cada día, Dios se muestra a nuestras vidas a través de su Palabra. De hecho, cuando lo escuchamos y meditamos en Él, no solo aprendemos a conocerlo mejor e identificar su actuar en nosotros, sino que también mejoramos nuestra alabanza y adoración.

 Hozana conoce la importancia de adorar a Dios y te propone rezar estas hermosas oraciones para alabarlo y estos versículos para exaltar su grandeza, de modo que cada día puedas expresarle tu admiración y admirar su presencia.

 Además, te proponemos recibir el Evangelio del día cada mañana, para que puedas contemplar el rostro de Cristo y sumergirte en su amor inagotable. También puedes orar a través de la Biblia, practicando la lectio divina o uniéndote a estas comunidades de oración en línea en torno a la Palabra de Dios.

Finalmente, te invitamos a hacer este retiro en línea para profundizar en la adoración eucarística y desarrollar una actitud de adoración al Señor cada día.

¡No lo dudes más: ven y adora al Señor con todo tu corazón con Hozana!