Salve Regina

El Salve Regina, también conocida como La Salve, es una oración católica dedicada a la virgen María, la cual hizo aparición durante las liturgias de las horas, en varias congregaciones monásticas, en el siglo XII. Esta oración, es tradicionalmente cantada en latín y forma parte del repertorio de canto gregoriano. La Salve Regina, al igual que el Ave María, es una oración de saludo y bienvenida a la Madre de Dios.

Oración Salve Regina en latín

Salve, Regina, Mater misericordiae.

Vita, dulcedo et spes nostra, salve.

Ad te clamamus exsules filii Hevae.

Ad te suspiramus gementes et flentes in hac lacrimarum valle.

Eia, ergo, advocata nostra, illos tuos misericordes oculos ad nos converte; et Iesum, benedictum fructum ventris tui, nobis post hoc exsilium ostende.

O clemens, O pia, O dulcis Virgo Maria.

Ora pro nobis, Sancta Dei Genitrix.

Ut digni efficiamur promissionibus Christi. Amen.

Oración Salve Regina en español

“Dios te salve, Reina y Madre de misericordia.

Vida, dulzura y esperanza nuestra, Dios te salve.

A ti llamamos los desterrados hijos de Eva.

A ti suspiramos gimiendo y llorando en este valle de lágrimas.

Ea, pues, Señora, abogada nuestra, vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos; y después de este destierro muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu vientre.

Oh clemente, oh piadosa, oh dulce Virgen María.

Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios. Para que nos hagamos dignos de alcanzar las promesas de nuestro Señor Jesucristo. Amén.”

¡Reza a la Virgen María con Hozana!

La Virgen María es el camino más corto para llegar a Cristo. Al unirse a la comunidad de oración “Un año acompañando a la Virgen María”, recibirás oraciones y meditaciones durante todo el año, especialmente en las fiestas marianas, para que junto a otros hermanos celebres a María todos los días del año.

Además, puedes inscribirte a la comunidad “los 5 minutos de María”, para que diariamente recibas una reflexión acerca de nuestra madre del cielo. Estas reflexiones te ayudarán a unirte poco a poco al amor incondicional y dulce de nuestra madre santísima.

Recuerda que con Hozana puedes descubrir cómo acercarte y unirte al corazón de la virgen. Desde hoy mismo puedes comenzar a hacer parte de nuestras comunidades de María y disfrutar del contenido que Hozana ha preparado para ti.