Letanía a San José

Las letanías a San José son recitadas – o cantadas – durante su día el 19 de marzo. Esta oración colectiva invoca el padre abastecedor de Jesús, con todas sus cualidades espirituales y su papel en la sagrada familia. Este hombre, elegido por Dios para cuidar de Jesús y María y santo patrono de la Iglesia universal, es un ejemplo de piedad y humildad para todos los cristianos.

Letanía a San José

Señor, ten misericordia de nosotros;Señor, ten misericordia de nosotros
Cristo, ten misericordia de nosotros;Cristo, ten misericordia de nosotros.
Señor, ten misericordia de nosotros;Señor, ten misericordia de nosotros
Cristo óyenos; Cristo óyenos.
Cristo óyenos; Cristo óyenos.
Dios Padre celestial, ten misericordia de nosotros.
Dios Hijo, Redentor del mundo, ten misericordia de nosotros.
Dios Espíritu Santo, ten misericordia de nosotros.
Santa Trinidad, un solo Dios, ten misericordia de nosotros.
Santa María, ruega por nosotros.
San José, ruega por nosotros.
Ilustre descendiente de David, ruega por nosotros.
Luz de los Patriarcas, ruega por nosotros.
Esposo de la Madre de Dios, ruega por nosotros.
Casto guardián de la Virgen, ruega por nosotros.
Esposo de la Madre de Dios, ruega por nosotros.
Celoso defensor de Cristo, ruega por nosotros.
Jefe de la Sagrada Familia, ruega por nosotros.
José, justísimo, ruega por nosotros.
José, justísimo, ruega por nosotros.
José, prudentísimo, ruega por nosotros.
José, valentísimo, ruega por nosotros.
José obediente, ruega por nosotros.
José, fidelísimo, ruega por nosotros.
Espejo de paciencia, ruega por nosotros.
Amante de la pobreza, ruega por nosotros.
Modelo de trabajadores, ruega por nosotros.
Gloria de la vida doméstica, ruega por nosotros.
Custodio de Vírgenes, ruega por nosotros.
Sostén de las familias, ruega por nosotros.
Consuelo de los desgraciados, ruega por nosotros.
Esperanza de los enfermos, ruega por nosotros.
Patrón de los moribundos, ruega por nosotros.
Terror de los demonios, ruega por nosotros.
Protector de la Santa Iglesia, ruega por nosotros.
Jesús, Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, escúchanos Señor.
Jesús, Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, escúchanos Señor.
Jesús, Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, ten piedad de nosotros Señor.
Le estableció señor de su casa. Y jefe de toda su hacienda.
Oh Dios, que en tu inefable providencia, te dignaste elegir a San José por Esposo de tu Santísima Madre: concédenos, te rogamos, que merezcamos tenerle por intercesor en el cielo al que veneramos como protector en la tierra. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén. ”

Otras oraciones a San José

San José es el objeto de una gran devoción. Sus diferentes patronatos - los carpinteros, los padres de familias, los obreros … - hacen de él un santo a quién se reza especialmente para las problemáticas de vivienda y de vida familiar, que sea en forma de oraciones simples o de novenas. José cuidó de la Virgen María y de Jesús diariamente, así está muy cercano de nuestras preocupaciones diarias. Además de las oraciones en relación con estas peticiones específicas,existe también un rosario a San José.

¡Haz confidencias a San José con Hozana!

Ponte bajo la protección del protector de la Sagrada familia rezándole durante 9 días.
Con las comunidades de Hozana, ofrece una novena: