La unción sacerdotal - Hozana

La unción sacerdotal

La unción sacerdotal

Pido al Señor que se muevan mis labios pero que escuchéis su voz, que veáis la acción de Dios en vuestras vidas, la voz del Corazón de Cristo en los sacramentos.

Los sacramentos son los modos cómo El quiere estar contigo: quiere que estés en paz, quiere que tengas a Dios a tu alcance, quiere que sientas su amor infinito por ti, en cada pedacito de pan, en cada perdón que te concede acercándote a El. 

La eucaristía es el sacramento de amor extremo, es el discurso nupcial de Cristo a cada uno de los bautizado. En la eucaristía te alimentas de amor puro, y Cristo te colma de todo lo que necesitas.

La materia de la confesión es el arrepentimiento más que el haber pecado, porque cuando pecas te hieres a ti mismo y a Dios le duele ver cómo te dañas. Las adicciones te impide ser libre, porque te condiciona. La confesión más que un acto de perdonar es por parte de Dios una creación nueva. Dios permite, con su perdón, crearte de nuevo, te permite empezar de nuevo corregir y mejorar, para ser cada vez más libre, más semejante a Cristo, más caritativo. En cada confesión, puedes renunciar a tus inercias, tus hábitos, tus adicciones para amarle más y mejor. 


La unción sacerdotal es el sacramento que une unos pobres hombres a Dios en el servicio sacerdotal, en la entrega de toda sus vidas para la salvación de las almas. Cuando piensas en la vida eterna, no hay nada cómo el sacerdocio, porque lo que siembras en un alma dura para siempre. El sacerdocio es la prolongación de la misión de Cristo buen Pastor.

La llamada no aplana las circunstancias para que lo tengas claro, sino más bien todo lo contrario. Cuando uno siente la llamada o decide seguir la llamada, suele surgir muchas circunstancias que complican la respuesta; por ejemplo aparece un posible trabajo, un noviazgo… Pero realizas que Jesucristo te invita a tener como meta en tu vida la salvación de las almas, y entiendes todo como un regalo inmerecido.

Yo solo salí de Valencia diciendo "me entrego a Ti Señor", y desde entonces he confesado a miles de personas, significando para algunos un cambio radical de vida. Dios me ha puesto entre manos cambiar radicalmente el destino inicial de muchas personas. Por ser sacerdote, he sacado de una cabaña perdida a una paralítica; he visto convertirse muchos; he visto hacer el bien...

Puedes pasarte la vida en una rotonda que gira alrededor tuya, que puede estar llena de cosas buenas, pero  para ti solo. Pónte delante de Dios y pregúntale que quiere de ti. JC quiere decirte que descubras el amor que te tiene, ve y búscalo en los sacramentos, disfruta de su intimidad. Los sacramentos son los medios para JC comunicarte su amor y que tú  puedas ver y vivir el amor de Cristo en tu vida.



Tomo un minuto para meditar todas estas cosas en mi corazón (Lucas, 2:19)

Comentarios

"Que sus conversaciones sean siempre agradables y oportunas, a fin de que sepan responder a cada uno como es debido". Colosenses 4:6

CHRISTIAN CHINEDU EGEMONYE
place Braga, hace 1 año
Gracias compañero de lucha, estás haciendo un excelente trabajo...el Espíritu del Señor está sobre ti..
Ana Lilia Lira
 hace 1 año
Gracias Padre Miguel por todo lo que aprendo de Usted. Dios lo bendiga y bendiga a todos los sacerdotes del mundo. Soy de Jalisco, México pero vivo en California, Estados Unidos. Un saludo y un abrazo fraternal.
P. Miguel Segura LC
 hace 1 año
Gracias Ana Lilia por sus palabras, unidos en la oración.